Página principal
  RSS Feed
Contacta con nosotros
Accidente de trabajo
Vota que te ha parecido
Actual: 2,40/5 (5 votos)
Esto es la copia del Reporte de Accidente confeccionado por un albañil a raíz del accidente de trabajo que sufrió.

Estimados Señores:

Les escribo en respuesta a su solicitud de información adicional a lo anotado en el modelo de Reporte de Accidente de Trabajo. En el mismo yo puse "mala planificación" como la causa del accidente que sufrí, y Uds. solicitaron los detalles de lo sucedido. Espero que esta explicación que daré ahora sea suficiente.

Soy un albañil que trabaja por contrato. El día del accidente estaba trabajando solo en la terraza de un nuevo edificio de seis plantas. Cuando termine el trabajo que tenia encomendado me di cuenta que habían sobrado algunos ladrillos, los que posteriormente conocí, tenían un peso de 160 kg.

En lugar de bajar los ladrillos uno a uno a mano, decidí bajarlos poniéndolos en un barril y utilizando una polea que estaba fijada a uno de los costados del edificio en el sexto piso.

Amarre la soga en la planta baja y subí de nuevo a la terraza, tiré el barril hacia adentro y coloque los ladrillos en el mismo. Entonces baje nuevamente y sosteniendo fuertemente la soga para asegurar un fácil descenso de los 160 kg, tire de ella para separar el barril de la terraza. Ud. podrá ver en el reporte preliminar, que yo peso 90 kg.

Debido a la sorpresa de verme levantado súbitamente del piso, perdí el control de mis nervios y me olvide de soltar la soga. Es innecesario decirle que me eleve a alta velocidad por todo el costado del edificio.

En algún momento y a la altura de más o menos el tercer piso me encontré con el barril que bajaba con la misma impresionante velocidad con que yo subía. Esto explica la fractura del cráneo, algunas excoriaciones y la luxación del cuello, que aparecen relacionadas en el Apartado # 3 del modelo de Reporte de Accidente.

Continúe mi rápido ascenso, no detenido hasta que los dedos de mi mano derecha entraron a dos nudillos de profundidad dentro de la polea que le menciono en el párrafo dos de este informe. Afortunadamente, ya había logrado controlarme y me aferre fuertemente a la soga a pasar del fuerte dolor que aun experimento.

Aproximadamente al mismo tiempo, el barril con los ladrillos chocó contra el piso, y el fondo se desprendió con el impacto. Ahora sin los ladrillos el barril pesaba alrededor de 30 kg (le ruego se fije nuevamente en mi peso).

Como puede imaginarse, comencé un rápido descenso por el costado del edificio. Cerca del tercer piso me encontré nuevamente con el barril que esta vez subía. Esto me produjo la fractura de los dos tobillos, la perdida de algunos dientes y severas laceraciones en mis piernas y espalda.

Aquí mi suerte empezó a cambiar un poco. El encuentro con el barril disminuyó mi velocidad de descenso lo suficiente para minimizar mis heridas cuando caí sobre la pila de ladrillos y afortunadamente, solo se fracturaron tres vértebras.

Sin embargo, siento tener que decirle que mientras yacía sobre la pila de ladrillos todo adolorido, imposibilitado de moverme y viendo sobre mi, 6 pisos más arriba, el barril vació, perdí nuevamente el control sobre mis nervios y... solté la soga!!




¿Te ha gustado este artículo? Opina! :)
Fin menú navegación
Imágen pie de página izquierda   Imágen pie de página derecha